Blog

¿Sabías que las fiestas de Sant Antoni tienen un origen pre-cristiano?

El 17 de enero es el día de Sant Antoni Abat, una festividad con gran peso en la cultura valenciana. Es, de hecho, el santo que más festividades genera, contándose por cientos a lo largo y ancho de la geografía valenciana. “Dels sants de gener, Sant Antoni és el primer”. Es el patrón de los animales, motivo por el cual actualmente, siguiendo el dogma de la Iglesia católica, gran número de personas forma cola con sus animales para que un clérigo los salpique con agua bendita y, así, queden bendecidos.

Pero ¿y la foguera? ¿Acaso las hogueras son un elemento típico de las festividades católicas? Si nos paramos a pensarlo detenidamente, el fuego es un símbolo que nos recuerda mucho más a rituales y festividades paganas, previas al establecimiento del monoteísmo. El fuego simboliza el sol y, por extensión, la vida, la purificación y la renovación. Durante el ritual se hace la petición de que la luz y el calor fecunden los campos, proporcionen alimento y protección para el ganado y la familia.

La costumbre de las hogueras es una fiesta de comunidad, de ahí que tengan su lugar en espacios públicos, generalmente las plazas mayores de algunos pueblos. Esta fiesta, además, se suele acompañar de una buena brasa para asar alimentos y compartirlos en la propia plaza, realizando un acto social.

De San Antón se dice que es el patrón de los animales en la religión cristiana pero no hay que olvidar que, en la tradición pagana, se rendía homenaje a los animales que servían de alimento y como herramienta en las tareas del campo. Los animales eran considerados elementos muy importantes en las casas y familias, y esta aclamada festividad era (y es) una manera de dar las gracias por ellos.

 

Comparte en tus redes:

Otras noticias que pueden interesarte:

Archivo